RanaMundo

RanaMundo

jueves, 26 de mayo de 2016

EL "ENTEROVIRUS" ENTRA EN LA UCI

Un microorganismo que generalmente provoca infecciones respiratorias o gastrointestinales leves, ha llegado a provocar alteraciones neurológicas más graves. El número de niños infectados por este virus ha subido a 60, pasando 4 de ellos a la unidad de cuidados intensivos. Esta dolencia afecta a una parte del cerebro encargada de controlar las funciones vitales, como el habla o la respiración. Se transmite por vía oral-fecal o a través de secreciones respiratorias.

¿Qué es el enterovirus? Es una familia de microorganismos comunes a la que pertenecen, por un lado, los virus de la polio (poliovirus) y otro centenar de serotipos que circulan especialmente en esta época del año y suelen provocar infecciones respiratorias o gastrointestinales de carácter leve. En la alerta lanzada por Salud, son las cepas del virus no polio las que han provocado alteraciones neurológicas en una cuarentena de menores de seis años. 

¿Síntomas? Habitualmente, los enterovirus comunes provocan cuadros respiratorios y gastrointestinales leves, con sintomatología similar a la de una gripe. Fiebre, conjuntivitis, vómitos, diarrea y, ocasionalmente, erupciones cutáneas son los síntomas comunes que provoca este microorganismo. Los expertos señalan que, cada año, se detectan además casos puntuales de meningitis víricas linfocitarias más leves que la meningitis bacteriana que presentan cuadros clínicos benignos y se curan completamente sin dejar secuelas. Sin embargo, algunos serotipos, como el que previsiblemente ha afectado a los 60 menores infectados, pueden ser más agresivos y tienen afectaciones más graves. Es el caso del subtipo "D68", del que se han descrito parálisis parecidas a las de la polio o del enterovirus "A71", que afecta especialmente al sistema nervioso central y provoca rombencefalitis.

El primer caso de infección por enterovirus se detectó el pasado febrero en Vall d’Hebron: una niña de tres años desarrolló una mielitis (inflamación de la médula espinal) que le provocó una tetraplejia, pero Salud excluyó a esta paciente del brote porque la cepa que le afectó es diferente a la de los demás casos. La pequeña, que está ingresada en el Instituto Guttmann de neurorehabilitación, se infectó con el serotipo "D68", una cepa muy agresiva que provoca parálisis parecidas a las de la polio.

Fuente: EL PAÍS.
 

No hay comentarios:

Publicar un comentario