RanaMundo

RanaMundo

viernes, 27 de enero de 2017

NI MIRES NI TOQUES A ESTE ARRIESGADO ÁRBOL

Este árbol tan peligroso se llama Árbol de la muerte. Tiene un color fuerte y claro en las hojas que este puede llegar a matar a un ser humano con su potente carga de toxinas.

Proviene America Central y de las islas del  mar Caribe. El árbol de la muerte crece en ambientes cálidos y turísticos que suelen ser frecuentes. Los guardabosques se ocupan de avisar a las personas que se encuentran alrededor de este peligroso árbol. Pero, ¿por qué es tan peligrosa está planta?

El científico sueco Carlos Linneo, explicó en su libro Species Plantarum, los peligros de este. Describe que el polen que expulsa es altamente alérgico y pueden desencadenar reacciones a personas en la piel.

Si se toca alguna parte de este árbol, provoca ampollas ardor y reacciones. Cuando una persona a tocado el árbol y se frota los ojos o la nariz se inflamará gravemente los tejidos. El efecto de la savia puede traspasar telas, es decir, que no se puede tocar ni con guantes.

Pero peor es comer un fruto de esta planta; aunque dentro de lo que cabe tiene un sabor dulce y agradable; " Todas las partes de este árbol son extremadamente venenosas. La ingestión y la aleteración de cualquier parte de este árbol puede llegar a la muerte." Explica por Michael G. Andreu y Melissa H. Friedman, de la Universidad de Florida, en algunos árboles.

Según cuentan algunas personas, este árbol utilizaba los indígenas para torturar a la gente dejando a sus enemigos colgando de una ramas hasta que morían.

La doctora Nicola H. Strickland, explica que ella y un compañero, por casualidad comieron un trozo del fruto de este árbol. "Tenía un sabor muy suave y agradable" decía. Pero a los pocos segundos de ingerirlo comenzaron a sentir como picazones en la garganta y sus ganglios linfáticos se inflamaron de momento. Rápidamente decidieron beber leche.  “Nos ardía la boca y la garganta. No podíamos tragar nada”, cuenta.

Después de ocho horas con dolor y picazón, comenzaron a sentirse mejor. Tuvieron suerte porque nada más que le dieron un mordisco.

Consumir un fruto de este árbol provoca vómitos, diarrea e inflamación. Además puede llegar a la deshidratación y provocar la muerte.

FUENTES: BIOCHILE

No hay comentarios:

Publicar un comentario