RanaMundo

RanaMundo

jueves, 7 de mayo de 2015

LOS DESECHOS VEGETALES OFRECEN ENERGÍA

Miembros de la Asociación para la Investigación, el Desarrollo y la Innovación Alimentaria de La Rioja proponen que los restos que se descartan de frutas y hortalizas se aprovechen para obtener sustancias ricas en fibra o polifenoles, así como para producir energía. 
En concreto, para generar bioetanol a partir de residuos de mermelada o biogás con los alperujos de las almazaras.Entre el 5% y el 50% la materia prima que entra en las industrias de transformados vegetales acaba como residuo en el vertedero o se destina a alimentación animal. Ahora, investigadores del proyecto europeo Value, coordinado por la Asociación para la Investigación, el Desarrollo y la Innovación Alimentaria de La Rioja (CTIC-CITA), plantean nuevos usos para estos subproductos: desde la obtención de energía (bioetanol a partir de residuos de mermelada o biogás con los alperujos 


procedentes de las almazaras) hasta la extracción de fibra alimentaria y polifenoles empleando restos de frutas y hortalizas. El programa, integrado en el marco del programa europeo Interreg IV SUDOE y con financiación de los fondos FEDER, se centra en los países del sudoeste europeo (Francia, Portugal y España).  Su objetivo es aportar soluciones a la industria agroalimentaria que den valor a sus subproductos, identificando, experimentando, validando y difundiendo tecnologías de tratamiento y valorización. Con ello se trata de reducir, reutilizar y dar nuevos usos a estos productos desechados, a la vez que se reducen las emisiones de gases de efecto invernadero causadas por los bioresiduos que van al vertedero. Explican que “de los subproductos vegetales, como el cardo, se puede obtener un tipo de fibra que luego se incorpora a otros alimentos, y también polifenoles, que sirven como antioxidantes y se emplean además en la fabricación de productos cosméticos”. La tecnología permite que estos residuos se conviertan en materia prima para nuevos procesos de transformación. “De la ciruela, se extraen pectinas para alimentación, usando la pulpa, mientras que con los huesos triturados pueden fabricarse agromateriales para construcción”. 

No hay comentarios:

Publicar un comentario