CÁNCER DE PÁNCREAS RELACIONADO CON BACTERIAS EN LA BOCA

Según concluye cierto estudio dirigido por investigadores del Centro Médico Langone de la Universidad de Nueva York y su Centro Laura e Isaac Perlmutter de Cáncer, la presencia de ciertas bacterias en la boca puede revelar un incremento en el riesgo de padecer cáncer de páncreas y permitir un tratamiento más temprano.



Se sabe que los pacientes con cáncer pancreático son susceptibles de enfermedad de las encías, caries y mala salud oral en general, dicen los autores del estudio. Esta vulnerabilidad llevó al equipo de investigación a buscar enlaces directos entre la composición de las bacterias que impulsan la enfermedad oral y el posterior desarrollo de cáncer de páncreas, una enfermedad que a menudo escapa al diagnóstico precoz.


"Nuestro estudio ofrece la primera evidencia directa de que cambios específicos en la mezcla de microbios en la boca -el microbioma oral- representan un factor de riesgo probable para el cáncer de páncreas, junto con la edad avanzada, el sexo masculino, el tabaquismo, la raza afroamericana y antecedentes familiares de la enfermedad", dice el investigador principal y epidemiólogo Jiyoung Ahn.

Los autores hallaron que los hombres y las mujeres cuyo microbioma oral incluía 'Porphyromonas gingivalis' tenían un 59 por ciento más riesgo general de desarrollar cáncer de páncreas que los que su microbioma no contenía la bacteria. Del mismo modo, los microbioma orales que contienen 'Aggregatibacter actinomycetemcomitans' eran al menos un 50 por ciento más propensos en general a desarrollar la enfermedad.

 El estudiante y líder del trabajo de doctorado XiaoZhou Fan, dice que ambos tipos de bacterias se han relacionado en el pasado con enfermedades como la periodontitis o inflamación de las encías. 

"Estos cambios de bacterias en la boca podrían potencialmente mostrarnos que está en mayor riesgo de desarrollar cáncer de páncreas", añade Ahn, profesor asociado de la Universidad de Nueva York y director asociado de Ciencias de la Población en el Centro de Cáncer Perlmutter.

FUENTES: INFOSALUS/EUROPAPRESS

Comentarios