RanaMundo

RanaMundo

miércoles, 13 de abril de 2016

LA BACTERIA QUE COME EL PLÁSTICO: "IDEONELLA SAKAIENSIS"

El equipo científico del Instituto de Tecnología de Kioto (Japón) ha descubierto una bacteria capaz de digerir y asimilar el PET (Tereftalato de polietileno), uno de los plásticos más usados por la industria alimenticia para envasar agua mineral, refrescos, aceites o productos farmacéuticos, entre otros.

El tereftalato de poliestireno (PET) es un tipo de plástico usado para envases (agua mineral, aceites, medicamentos, refrescos...) y textiles. Es un polímero que se obtenido mediante una reacción de policondensación entre el ácido tereftálico y el etilenglicol. Pertenece al grupo de materiales sintéticos denominados poliéster. No se consideraba biodegradable (no se conocía ningún organismo vivo capaz de degradar este derivado del petróleo) hasta el descubrimiento de esta bacteria

Estos organismos poseen las enzimas necesarias para degradar estos plásticos por lo que podrían utilizarse para descontaminar ecosistemas.

El equipo de investigadores liderado por Kohei Oda y Shosuke Yoshida tomó muestras en ambientes contaminados por PET (suelos, aguas residuales, lodos activos...) Recogieron 250 muestras de las cuales sólo una, tomada en un sedimento de la planta de reciclaje, contenía un conjunto de microbios diferente que parecía poder desarrollarse en el medio de cultivo de PET diseñado por los investigadores. Esta contenía una mezcla de bacterias, células parecidas a las levaduras y protozoos, mientras que el fluido del medio de cultivo era prácticamente transparente.

Finalmente, los científicos fueron capaces de aislar la única cepa bacteriana capaz de la degradación del PET que bautizaron como Ideonella sakaiensis.

El PET se degradaba a una velocidad de 0,13 miligramos por cada centímetro cuadrado y día a una temperatura de 30 grados. En otras palabras, la bacteria tarda seis semanas en degradar una fina película de PET a 30 grados.

Además, identificaron la enzima ISF6_4831 que, en presencia de agua, rompe el PET en una sustancia intermedia. Esta sustancia intermedia es degradada posteriormente por la enzima ISF6_0224 en componentes más simples y en absoluto perjudiciales para el medio ambiente como el etilenglicol y el ácido tereftálico.

Fuentes:

No hay comentarios:

Publicar un comentario